Monthly Archives: noviembre 2020

Últimas entradas del blog

Como se hizo: «El Bosque Mágico»

Fragas do Eume
Sony Alpha 7R3 - Sigma 14-24 f2,8 - 5 fotos a 14 mm, 0,6 segundos, f11 e ISO 50

PLANIFICACIÓN

Los mejores meses para realizar fotografías en bosques y cascadas suelen ser los meses de otoño, ya que los ríos empiezan a llevar más agua y además los colores otoñales en los bosques comienzan a aparecer.

En la provincia de la Coruña, quizás el mejor y más conocido exponente de bosques ideales para fotografías otoñales es el Parque Natural de las Fragas do Eume.

El río Eume ha labrado con el paso de los siglos un impresionante cañón con laderas que pueden superar los 300 metros de altitud y que ha sido completamente recubierto por una espesa capa vegetal formada por plantas y árboles de muchísimos tipos.

El lugar más conocido de las Fragas do Eume es el monasterio de Caaveiro, de época medieval y que constituye el corazón de este Parque Natural, sin embargo el lugar más interesante a nivel fotográfico son las ruinas del molino del rio Sesín y el puente medieval de Caaveiro que se encuentran muy cerca del monasterio.

Hay que tener en cuenta que los accesos para llegar a esta zona varían dependiendo de la época del año, ya que en verano debido a la gran afluencia de turistas, la carretera que lleva a las inmediaciones del monasterio queda cortada para evitar el colapso de la carretera por los coches. Para poder llegar hay varias opciones, la más habitual es dejar el coche en el Centro de Interpretación de las Fragas do Eume y desde allí realizar a pie el camino hasta el monasterio (unos 8 kilómetros) o coger uno de los buses que pone a disposición el Parque y que nos ahorra tener que recorrer tanta distancia a pie (aunque el camino vale mucho la pena).

Lugar donde dejar el coche en verano

El resto del año se puede conducir hasta la zona del monasterio sin problemas, ya que la carretera está abierta y no suele haber problemas para aparcar el coche.

Localización donde dejar el coche en invierno y donde llegan los buses en verano

Como mi visita de aquella tarde a la zona fue en el mes de Octubre, no tuve problemas para dejar el coche cerca del monasterio y además era una buena época para hacer fotos allí, ya que los primeros colores del otoño estaban apareciendo y los ríos volvían a llevar agua después de la sequía del verano.

Esa mañana fuí en compañía de Carlos Caraglia y de Gonzalo Pulido con el objetivo de grabar un video promocional para la marca de Filtros Kase y 3DPi de laa cuales somos los tres embajadores, por lo que inmediatamente nos fuimos a las ruinas del molino del río Sesín para comenzar la grabación y sacar algunas fotos.

Video que grabamos para Kase en este lugar

LOCALIZACIÓN DE LA FOTO

MOMENTO DE LA TOMA

Este lugar tiene muchísimas posibilidades debido a la gran riqueza a nivel de vegetación y las múltiples caidas de agua del río Sesín en su descenso hacia el Río Eume. La gran estrella del lugar es sin duda el puente medieval de Caaveiro por debajo del cual discurre el río.

Para mi foto, busqué una composición lo más potente posible, por lo que elegí una cascada que salía de una de las aberturas del antiguo molino y cuyo curso del agua giraba en dirección al puente.

Como capturarlo todo en una sola fotografía era imposible, decidí recurrir a una panorámica de 5 fotos verticales haciendo uso de un filtro ND de tres pasos de la marca Kase para conseguir el suficiente tiempo de exposición como para tener el agua con un efecto seda que me gustara.

Además, tuve que reducir el ISO a 50 y subir el diafragma a f11 para conseguir una correcta exposición, ya que era media mañana y ya había bastante luz en el ambiente.

fragas
Raw sin procesar

PROCESADO

Después de unir la panorámica, lo primero que hice fué recuperar la proporción de la imagen comprimiéndola por los lados para que no quedase tan «estirada». Además, por efecto de la panorámica, la parte de arriba del puente había quedado torcida, por lo que tuve que corregir con la herramienta de deformación de posición libre esa deformación.

En cuanto al procesado, hice especial incapié en definir la zona donde la luz incidía con más fuerza dándole luz y calidez a esas zonas. De la misma forma, las zonas donde la luz no llegaba me encargué de oscurecerlas y darles colores un poco más fríos creando un bonito balance de color y de luz.

En los pasos finales le dí mayor detalle por zonas y le apliqué un efecto orton al fondo y al agua del río para darle un aspecto un poco más onírico a la foto.

SI QUEREIS APRENDER LAS TÉCNICAS DE PROCESADO QUE USÉ EN ESTA FOTO, OS DEJO LOS TUTORIALES DE PROCESADO DE FOTOGRAFÍAS DIURNAS:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Como se hizo: El Puente Dorado

El puente dorado
Nikon D810 - Nikon 14-24 f2,8 - 19 mm, 3 segundos de exposición, f8 e ISO 1600

PLANIFICACIÓN

En septiembre del año 2017, mi pareja y yo planificamos un gran viaje por el Oeste de los Estados Unidos y Canadá donde recorrimos 13000 km durante 27 días.

Durante este viaje disfrutamos de algunos de los mejores paisajes naturales que habíamos tenido el placer de visitar hasta ese momento. Como ejemplo de algunos de estos lugares, os dejo esta pequeña galería con fotos que sacamos durante aquel Road Trip.

Como lugar de finalización del viaje elegimos la bonita ciudad de San Francisco, ya que el vuelo nos salía de la vecina ciudad de Oakland.

El día anterior a irnos, llegamos a San Francisco, ciudad que no teníamos intención de visitar ya que en 2014 la habíamos visto a fondo y por ese motivo decidimos priorizar ver cosas nuevas en lugar de repetir de nuevo la ciudad.

Sin embargo, aquella última tarde quise aprovecharla para hacer fotos del famosísimo puente Golden Gate.

Este icónico puente tiene multitud de vistas tanto del lado del Golden Gate National Recreation Area (la parte de afuera de la ciudad) como desde el Parque del Presidio (la parte de dentro de la ciudad).

De todas ellas me llamó la atención un lugar que había visto en fotos de grandes fotógrafos como Michael Shainblum. En la parte oeste del Parque del Presidio, había una playa conocida como la Marshall’s beach llena de rocas ideales para mezclar fotografía de costa y dejar de fondo el puente.

Como no tenía muy claro como se bajaba hasta la playa decidimos ir con bastante tiempo, por lo que dejamos el coche en el aparcamiento más cercano a la playa (Langdom Court Parking).

Después de un rato buscando como bajar a la playa encontramos un pequeño camino de grava suelta con muchísimo desnivel cerca de un mirador. Como no teníamos mucho tiempo decidimos bajar por aquel lugar con muchísimo cuidado de no caernos o resbalar por el terraplén.

Posteriormente descubiríamos que había una bajada muchísimo más cómoda con unas escaleras simplemente caminando un poco más en dirección contraria al puente.

MOMENTO DE LA TOMA

Una vez en la playa lo primero fue buscar encuadres, aunque debido a la gran cantidad de rocas que había resultaba una tarea bastante sencilla. 

Aquellos días, en toda California se estaban produciendo una gran cantidad de incendios forestales lo que provocaba que el ambiente y el cielo estuviera lleno de humo. Este hecho me brindo la posibilidad de darle un poco de interés al cielo que por lo demás estaba bastante plano a excepción de la luna que a última hora de la sesión de fotos se puso en una buenísima posición para los encuadres.

Según subía la marea la playa se fue haciendo más y más pequeña, al igual que la luz, que disminuyó muchísimo. La foto que hoy os presento fue de las últimas que hice casi ya en hora azul.

Debido a la baja luminosidad tuve que recurrir a un ISO bastante alto (1600) y a un tiempo de exposición bastante largo también para conseguir una foto bien expuesta con un diafragma que no quería mover del punto dulce del objetivo Nikon 14-24 (f8).

Para la composición, me llamo la atención una enorme piedra que en el momento que se retiraba el agua de las olas producía una bonita y llamativa estela de agua que quise aprovechar. Para reforzar esta composición me decidí por un encuadre vertical para que el agua saliese por la esquina inferior izquierda en un recorrido diagonal y que a su vez nos llevase la mirada siguiendo las estelas directamente al puente con sus luces recién encendidas.

RAW SIN PROCESAR
RAW SIN PROCESAR

PROCESADO

Lo primero que hice al ver la foto fue estirarla un poco y darle un aspecto más vertical y que de paso el puente y la gran roca ganaran notoriedad y tamaño en la foto.

Como podéis ver en el RAW, prácticamente no quedaba nada de color del atardecer por lo que la primera tarea fue darle luz de atardecer desde la parte izquierda para que contaminase la roca, el cielo y toda la linea de costa.

Después con dodge and burn resalté las zonas de luces y sombras para crear contraste de forma natural oscureciendo las zonas donde la luz del atardecer no llegaba y dándole luz a las zonas donde si.

El paso más importante fue la gestión del color buscando un equilibrio entre los colores cálidos y magentas que había en una parte de la imagen y los colores fríos y verdosos que debía de haber en las zonas más oscuras.

Finalmente, con filtros de Nick Software y Efecto Orton conseguí darle el punch final a la fotografía, la cual con este procesado ha quedado muchísimo más interesante y llamativa.

SI QUEREIS APRENDER LAS TÉCNICAS DE PROCESADO QUE USÉ EN ESTA FOTO, OS DEJO LOS TUTORIALES DE PROCESADO DE FOTOGRAFÍAS DIURNAS:

LOCALIZACIÓN

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email